lunes, 21 de febrero de 2005

2.6.8_ale1.1

¿y qué son esos números? pues es la versión del kernel de mi debian sarge, en la que he conseguido hacer funcionar el modem usb después de compilar 7 u 8 revisiones del kernel (vale, hubieron 2 o 3 innecesarias en las que se me olvidó incluir la tarjeta de sonido :-P) hasta dar con una en la que no me faltaran módulos (curiosamente, cuando decidí pasar al 1.1 en la numeración). también he tenido que googlear y tocar un poco el archivo xdslusb.c (copy-paste, no os creáis), que se usa para compilar el driver del modem, porque había problemas con funciones en desuso y punteros incompatibles. una vez que el modem ha compilado y funcionado bien, el resto ha sido fácil (reinstalar los drivers de nvidia y de la webcam, que no han dado ningún problema). dicho así parece una tontería, pero llevaba dos días dándole vueltas al asunto y la alegría que me he llevado cuando, por fin, ha empezado a funcionar todo de nuevo, quería compartirla con vosotros ;-)

ahora se supone que puedo empezar a trastear con el adaptador usb de red inalámbrica, que ha sido el causante del cambio de núcleo, pero eso tendré que dejarlo para más adelante porque ahora tengo que prepararme las clases que voy a dar en el instituto para hacer las prácticas del CAP, que empiezo el martes y aún no tengo nada escrito: voy a dar cinemática a los de 1º de bachillerato. no es difícil, pero el mayor problema va a ser mi pánico escénico :S ya os contaré. ahora me voy a la cama, que no son horas de seguir por aquí.

3 comentarios:

Rinoa dijo...

:O ya puedes darme la formula para que funcione mi modem en linux, eso sí, damela ya compilada :P

Sobre las clases... que decirte, el primer día te quedarás en blanco pero el segundo... ya no habrá quien te calle xDD
Suerte mañana !!!!

:**

VeNGaDoR dijo...

Animo con esas clases Ale que si has sacao lo del kernel las clases van a estar chupadas ;)

MiTH dijo...

UUUUOoooooo

Animo con las clases que la cinemática es facil de explicar... no son cosas raras. En un par de días el miedo escénico se evapora.