miércoles, 16 de marzo de 2005

silencios

sabido es por quien me conoce en persona que no suelo ser muy hablador. eso quiere decir que hay ocasiones en las que estoy con alguien en las que no media palabra alguna. pero, paradójicamente, cuanto más agusto estoy con esa persona más tenso me pongo en esos casos porque pienso que se está aburriendo. entonces empiezo a darle vueltas a la cabeza ¿qué puedo contarle? y es peor porque me bloqueo más y entramos en un círculo vicioso. luego resulta ser una tontería y, hablándolo, se da uno cuenta de que a veces no es necesario decir nada....

tonto que soy a veces en más de una cosa (y hace un rato lo he sido)

2 comentarios:

VeNGaDoR dijo...

Ale tenemos un problema algo invertido. Yo suelo hablar mucho pero cuando estoy con alguien que "me pone nervioso" suelo hablar todavia mas hasta el punto de resultar a veces cansino. Eso me suele pasar en la mayoría de los casos aunq con el tipo de personas nombrado me cuesta mucho más de lo normal romper el hielo.

Morghana dijo...

Un silencio oportuno, muchas veces suele decir más que mil palabras